EL INTERNET DE LOS 80'

Corría la primavera del año 1989. Como todas en aquellos años, fresca y lluviosa. Un servidor se calzó las "camperas" y se abrigó con "el plumas". Había quedado para tomar una cervecita en un pub, con nombre de catarata, recogido pero con buena música. 




Al entrar por la puerta, sonaba una música familiar pero a la vez desconocida. Enseguida miré hacia el televisor, allí al fondo de la barra, para intentar averiguar de quién se trataba. En aquellos años, el internet de hoy era la parabólica. Eventos deportivos y musicales en directo. Solo acerté a ver travellers o algo similar ya que el video clip estaba terminando. 
Sin más, le pregunté al dueño si sabia quienes eran esos paisanos, que dicho sea de paso, sabia un rato de música:
- Son los Traveling Willburys, me dijo rápidamente.
- Me pareció oír a Roy Orbison y a George Harrison...
- Si, y a Bob Dylan, Tom Petty y Jeff Lynne.
- Ahhh !!
Y me quedé con la copla. Le pregunté si me los podía grabar, si volvían a salir. Y así quedamos.
Un día, al cabo de un par de meses, me entrega un "casette". Era el primer albúm de la banda, se había comprado el LP.
Y así los conocí, TRAVELING WILLBURYS.
En el año 1988, George Harrison volvía a grabar trás una larga sequía. Caprichos del destino, se le ocurrió quedar con Dylan para grabar en su estudio una "cara B"  para el single This is Love de su último trabajo, Cloud Nine. A la fiesta, se unieron Tom Petty y Roy Orbison, que se trajo a su productor con el que estaba ultimando detalles de un trabajo, el polifacético Jeff Lynne. El resultado fué tan espectacular que los de la discográfica de Harrison le dijeron que un tema tan bueno no podía ser "cara B" de nada. Aquí nacieron.
Es dificil juntar tanto talento. Todos cantaban y todos componían. De hecho, alguna canción delata al artífice nada más comenzar. Pero fué posible seguramente gracias a Harrison, que mantendría la paz conteniendo los "egos" de los divos. Todos cantaban y todos componían. Se lo pasaban genial. Para gente como ellos, profesionales consagrados, hacer lo que más les gusta sólo por placer, como surgió esa idea, debe de ser muy gratificante.
La repentina muerte de Roy Orbison antes de la publicación del segundo trabajo y la posterior de Harrison por un cáncer acabó con el súper grupo.


Y esto, lo encontré gracias a una parabólica. El internet de los 80 y 90'. En aquellos años la radio era el medio de difusión intercontinental por excelencia, hasta la llegada de la "paellera" . 



La tecnologia de aquellos años por supuesto distaba mucho de lo que conocemos hoy en día. La llegada de las antenas parabólicas supusieron el fin de un aislamiento que padecíamos en cuanto a eventos musicales y deportivos. nos llegaban a caldeados. Eso si, había que ir al bar. Que pelea Tyson en Las Vegas !
Todos la bar, hasta las tantas, por lo general de madrugada, para ver los 35 segundos del combate ! En directo ! Y se grababa con el video VHS que recientemente se había 
implantado ganando la batalla al BETA. 
Para la música, más de lo mismo. Se grababa el clip o el concierto y luego se pasaba al casette de dos maneras : con una cadena HI-FI para los pudientes, mediante cables y con buena calidad o como hacíamos los pobres, a pelo. Este sistema era el más usado. Muchas veces hartos de grabar con el radiocasete canciones en la radio y que el cabroncete del locutor hablase en mitad de la canción, lo que nos hacia repetir la operación muchísimas veces, convertíamos nuestro salón en estudio de grabación. Todo un espectáculo! Dos o tres amigos como mucho, mucho silencio y sincronización. El operativo se preparaba unos días antes, repasando cada paso a seguir para evitar sorpresas. 
Un televisor, un video, al que previamente le metanos al cinta limpiadora para lograr una lectura sin cortes, y el famoso radio-casette con una cinta de 90' virgen nuevecita, ya que las regrabadas las usábamos para otros menesteres.
Había que buscar el momento en el que no habría nadie en casa, en un par de horas por lo menos.
Trás los preparativos, llegaba el momento más delicado: dar al Play del video justo al mismo tiempo que al Rec del radiocasete. Todo en un silencio sepulcral. Ya estábamos inventando el WI-FI ! El ripiado era muy delicado, porque sillegaba alguién de improviso, se nos caía algo sin querer o simplemente pasaba un coche tocando la bocina o un vehículo con sirena, a tomar por saco la grabación ! y creedme que ocurría muchas veces. 
Para los más jóvenes, algo que puede sonar surrealista era muy común. Ya en esa época nos bajábamos música,eso si en mucho menor cantidad y calidad debido a lo medios disponibles.
Hoy en día, gracias a youtube por ejemplo, podremos encontrar alguno de esos vídeos grabados de la tele. Conciertos que entonces nos llegaban y que algún amigo tenia la suerte de grabar, porque tampoco todos disponíamos de todos los medios. Por lo general, teníamos que juntarnos y poner cada uno una parte.


Bueno, al final, lo que pretendió ser un post sobre música ha resultado ser un mini documental sobre las técnicas de grabación y difusión de música protegida por los derechos de autor, de manera totalmente ilegal. Pero os recomiendo para los que no los conozcáis que pinchéis los enlaces, son realmente fantásticos.
Como se entere el FBI, y los SINDE-WERT...

8 comentarios:

  1. Jajaja me ha encantado, qué recuerdos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, según iba enlazando el tema del grupo, iba recordando aquellas grabaciones "wi-fi", todos en silencio rezando para que nadie llegase en ese momento... Terrible!!
      GRacias Alicia

      Eliminar
  2. Genial tu post!!
    Linda nostalgia de aquellos años...
    Saludos!!
    Lau.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Laura. Me alegra verte por aquí comentando. Aquellos maravillosos años...
      Un saludo

      Eliminar
  3. Agarrate a la silla para lo que voy a decir: ESTA ES MI ENTRADA FAVORITA Y ME HA FASCINADO!!!!!!!!!!!!! Me ha encantado sobre todo la parte musical porque soy ferviente creyente de que no hay otra epoca como los ochenta. Y la parte tecnologica me ha hecho reirme un monton!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues me alegro un montón Sandy. Esos musicos son anteriores, de los 60-70 pero los viejos rockeros nunca mueren ! Y la parte tecnológica, pues me tenias que haber visto, tirado en el suelo, con el radiocasete al lado del televisor, calladito ( súper difícil !! ) y rezando para que no entrase nadie mientras sonaba la canción tras darle al play y al rec.
      Gracias y un saludo

      Eliminar
  4. ¡Aaah que buenos recuerdos y cómo teníamos que desarrollar el ingenio para conseguir grabaciones medianamente decentes!. Me he reconocido totalmente en esta entrada. Por mi zona, la sierra oeste de Madrid, en los ochenta escuchábamos una emisora pirata que se llamaba Radiocadena del water que tenía unos locutores majísimos, nos decían: Preparad lo que tengáis que preparar que en unos segundos vamos a poner tal canción de tal grupo. Así que te daba tiempo de sobra a poner la cinta y grabar, además no hablaban hasta que había terminado por completo la canción. ¡Cómo ha cambiado todo!
    Saludos, Mariano

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para mi, viendo los medios de los que disponemos hoy en día, éramos unos fenómenos y unos piratillas de primera !!
      Gracias Perpleja y un saludo

      Eliminar