EL CUARENTAÑERO 9: EL COLESTEROL



Ya han pasado tres meses justos desde que me convertí en cuarentañero. La cosa no ha sido tan dura como pintaba. Al fin y al cabo, ya mayoría de los componentes del círculo al que pertenezco está en ese rango de edad, más o menos.
Cuando me preguntan por mi edad, respondo con toda naturalidad : 40 , para 39 !! Y me quedo tan ancho.
Bien, pero salvando esto que lo tengo controlado, de chapa ando regular y de motor hecho una birria. 


Resulta que antes del día “D”, unos quince para ser más exacto, me tocaba pasar la ITV, como cada tres meses y pico. Consta básicamente de una analítica y de un “ que tal te ha ido? todo bien? “ , a lo que suelo responder con un “ me ha pasado esto y tal pero mas bien puntual .” y listo. Pero el destino y la burocracia del sistema sanitario (también con algo de dejadez por mi parte) quisieron que , esa consulta se demorase un mes, es decir para el 12 de enero de 2011. 
Llego puntual como siempre.
-Hola Mariano, que tal ?
-Buenos días . -en la consulta están presentes la doctora y una enfermera.
Mientras me siento, la facultativa estudia la analítica en busca de parámetros anormales.
- Que tal te ha ido?
pues bien, he tenido unos días bla bla bla..., pero por lo demás sin problema.
Las navidades bien,no..!? (como concierto sarcasmo,al juzgar por la sonrisilla que se le escapa...)
si, estupendamente ( yo pensando en la típica preguntita post-navidades...)
veo que te ha subido el colesterol...
mande ??
sueles tener entre 190 y 200 y tienes 250 !! Te has puesto bien !!
Y antes de que hubiese asimilado esa información, se oye una tercera voz :
-Pero si la analítica es de noviembre !!! -La enfermera que esta al loro de todo.
-A siiii ??? Es verdad !! , prosigue la doctora con asombro.
Y yo ahí sentado con cara de póker.


Total, que me recomienda algo de dieta: nada de dulces ni grasas y algo de ejercicio. De todas formas, durante ese período yo iba todos los días a la piscina.


Además, para la siguiente analítica buscaremos por si hubiera algo específico
Y así me fui para casita. La verdad es que si en noviembre tenía mucho, en las fechas que estábamos debía de estar en la categoría de distribuidor autorizado!! Durante las navidades, pues me puse como un jabalí. Polvorón va, mazapán viene...


Así que a cuidarse. 
Yo pertenezco, a lo que denomino, la cultura del chón: todo lo que me echan, me lo zampo !! A comer que se acaba el mundo !! Me gusta comer, soy débil. Los potajes, las salsillas, y sobretodo el rebañar; donde esté un buen rebañao de plato después de todo engullido que se quite todo !!


Bueno, pues lo primero que hice, quitarme el pan, si no hay pan, no rebaño ni mojo ni ná de ná . Y a esperar a las siguiente analítica del mes que viene.
Pero claro, luego el bombardeo televisivo con el temita este del colesterol, sale Manolo Escobar -que grande !- en el anuncio ese. Estoy mayor ya, los primero achaques...


Y de repente se me cae un mito: Miguelón Indurain también !! Y sale esa imagen de los ciclistas subiendo y él -?- que se queda por culpa del colesterol. Yo nunca pensé que se retirase del ciclismo por el colesterol ! Y eso que hacía deporte el chaval, kilómetros y kilómetros para nada, el bicho te entra y se ceba hasta dominarte  por completo; que ingrata es la vida. Y que callado se lo tenía, el pobre sufriendo en silencio . Yo que pensé, se dice, se comenta, que Miguelón desayunaba barritas de plutonio y que en vísperas de visitarle los vampiros de la UCI se tuvo que retirar... Que mala es la gente, cuanta envidia !! Que dirá ahora MacQuaid ? Podrían estas revelaciones cambiar la postura de la UCI en el caso Contador? 

Porque claro, el comerte un solomillo a la plancha para evitar precisamente eso, el colesterol, y que resulta que la vaca en cuestión podría estar implicada en la operación Puerto, podría ser la explicación?


Yo de todas formas soy pobre y no como solomillo, lo único que me sigo haciendo mayor y mi cuerpo se resiente de tantas alegrías culinarias que le he brindado. Cuanto derroche para llegar a la flor de la vida y pasar más hambre que el perro de un afilador -que se comía las chispas para comer caliente- .
Iré pensando ya en la jubilación... O mejor no!!

0 comentarios: